La Isla Martín García en avión privado

La Isla Martín García en avión privado

Vuelo privado hacia la isla Martín García y sobre el Delta del Paraná.

Dos vuelos de 30 minutos les ofrecen la posibilidad de descubrir los paisajes más exóticos de la provincia de Buenos Aires, en plena libertad. Es un paseo destinado a todos los viajeros.

En vuelo, se ofrece una canasta con snacks y bebidas frescas, acompañados por el sonido de una suave música a lo largo del trayecto.

Nuestros aviones: los vuelos se organizan en aviones privados de 4 a 6 plazas, dotados de las últimas tecnologías en equipamiento de navegación. Además, somos los únicos en operar aeronaves de ala alta sin montantes, ofreciendo una mejor vista y permitiendo sacar fotos sin obstáculos.

Cronología y distancia: 60 km del aeropuerto de San Fernando a la isla Martín García, o sea 2 vuelos de 30 minutos, más 6 horas en destino.

El vuelo

El vuelo: su circuito empieza en el aeródromo de San Fernando. Después del despegue, pueden contemplar desde muy cerca los barrios residenciales del norte de Buenos Aires – los countries – y los clubs náuticos que se extienden hasta la zona del Tigre y la estación fluvial. Llegado ya al Río Luján, tras haber volado sobre el Parque de la Costa y el histórico Tigre Hotel, penetra dentro del Delta del Paraná, formado por una infinidad de islas y playas. El delta es atravesado por centenas de canales y ríos, constantemente navegados por embarcaciones privadas, públicas (las “lanchas colectivo”) y deportivas. A la altura del río Paraná de las Palmas, empezarán a divisar la costa de Uruguay y la isla Martín García. Alrededor suyo, el Río de la Plata se prolonga hacia el sureste y el océano Atlántico. Antes del aterrizaje, su piloto efectúa un vuelo a baja altitud para enseñarle los diferentes espacios que visitarán en algunos instantes.

Isla Martín García

Pájaros de Martín García ¿Isla Martín García? La isla Martín García es una reserva natural ubicada a unos 60 kilómetros de la ciudad de Buenos Aires, en la desembocadura del Río Uruguay sobre el Río de la Plata, y enfrente de la costa de Uruguay. Con una superficie de 168 hectáreas, ofrece la tranquilidad de un refugio aislado de toda urbanización, habitada por decenas de familias y gobernada por centenares de especies autóctonas de aves, reptiles, mamíferos y anfibios. La densa vegetación, compuesta por pantanos y oquedales selváticos, es la clave del desarrollo del ecosistema.

Que ver?

Puede recorrer Martín García siguiendo los senderos que pasan por las ruinas de la antigua base militar, de allí las huellas y el recuerdo de una época revuelta de la historia argentina. El pequeño pueblo (unos 80 habitantes) posee un teatro muy peculiar que funciona a veces como cine, una panadería donde se encuentra la especialidad local (“el pan dulce”), una pequeña iglesia, la famosa cárcel donde se exilió el ex presidente Juan Domingo Perón, algunos pequeños museos, el antiguo faro de la prefectura, dos plazas, una encantadora hostería y un restaurante.

Qué hacer?

Durante el verano, vale la pena pasar el día entero o quedarse para almorzar. El restaurante posee una piscina reservada a los clientes. Si la marea está baja, encontrarán pequeñas playas a lo largo de la costa y alrededor del muelle, donde se preparan a menudo cócteles privados para todos aquellos que desean compartir un momento romántico antes de la partida. Por otra parte, podemos organizar cabalgatas o paseos en bicicleta.

El regreso

Les proponemos un regreso al atardecer, para disfrutar de una vista única de la ciudad y sus primeras luces, coloreadas de naranja y morado por la cuesta del sol, creando un perfecto contraste con el azul intenso del cielo argentino.