El Valle de los dinosaurios 

El Valle de los dinosaurios

La riqueza de los yacimientos de la provincia de Neuquén la transforma en el centro de la paleontología

Fosil de dinosaurio
																															

Los fósiles que se descubrieron cerca de Villa El Chocón, en la provincia de Neuquén, son tan importantes que la zona fue declarada de interés histórico nacional, y denominada Valle de los dinosaurios. Y de manera más general, toda la provincia de Neuquén descubre poco a poco sus fósiles (unos treinta dinosaurios). Hace millones de años, esta región tuvo un clima mucho menos árido que hoy, con lagos poco profundos y estaciones húmedas y calurosas.

Argentinosaurus Huinculensis

Argentinosaurus Huinculensis es el campeón de todas las categorías, el saurópodo más grande que se descubrió hasta ahora: 21,4 metros de alto, 40 de largo, 70 a 100 toneladas. Algunas vértebras miden 1,70 m. Era herbívoro y vivió hace 95 millones de años (Cretácico) cerca de Plaza Huincul, en la provincia de Neuquén. Sus restos se exhiben en el museo Carmen Funes de Plaza Huincul (110 km de Neuquén).

Giganotosaurus carolinii

El fósil carnívoro más grande fue descubierto por un aficionado, Rubén Carolini, en 1993 cerca de Villa El Chocón, en la provincia de Neuquén. Giganotosaurus Carolinii se conserva en perfecto estado e intacto en un 80%. Medía 14 m, su cabeza 2 m y su diente más largo 21 cm. En cuanto a su peso, unas 8 toneladas. Más grande pero más liviano que el famoso Tiranosaurus Rex, el Gigantosaurio (“lagarto gigante del Sur”) vivió en la región hace 100 millones de años (Cretácico). Se encontraron fósiles de titanosaurios muy cerca, lo que hace pensar que el Gigantosaurio cazaba estos herbívoros que eran más grandes que él. Se pueden ver los restos de este gigante en el museo Carmen Funes.

Carnotaurus Sastrei

Carnotaurus Sastrei, con sus 10 m de largo y 4 de alto, formaba parte de los carnívoros más impresionantes, con cuernos y sus miembros anteriores atrofiados. Su nombre significa “toro carnívoro”. Vivió en la Patagonia hace 70 millones de años. Forma parte de la familia de los terópodos no tenía plumas pero sí una suerte de escamas.

Su primo bípedo Aucasaurus vivió en la misma época. Un esqueleto casi intacto se encontró en 1999 cerca del volcán Auca Mahuida, al noroeste de la provincia de Neuquén.

Rebbachisaurus Tessonei tiene la particularidad de ser el fósil más completo de América del Sur, encontrado en 1988 en Villa El Chocón (Neuquén). Herbívoro, medía 17 m y pesaba 10 toneladas. Se lo puede ver en el museo de paleontología de la Universidad del Comahue.

Megaraptor Namunhuiquii

Más recientemente, se descubrió el Megaraptor namunhuiquii cerca del lago Los Barreales, siempre en la provincia de Neuquén: es el dinosaurio carnívoro con garras más grandes, ¡medían 70 cm! Es familiar cercano del Neuquenraptor, pero más grande: 8 m de largo y 3 de alto. El Centro Paleontológico Lago Barreales (Universidad nacional del Comahue) también funciona como museo. Se trata de la única obra de excavaciones paleontológicas abierta al público. Las investigaciones comenzaron en 2002 y revelaron más de 1.000 piezas.

Futalognkosaurus Dukei

Uno de los saurópodos descubiertos en Barreales, Futalognkosaurus dukei medía 36 m de largo y pesaba 80 toneladas. Su esqueleto se encuentra en un 70% intacto, lo que lo transforma en el dinosaurio más completo de esta especie.

El descubrimiento de Neuquenraptor argentinus en 1996 en la Sierra de Portezuelo confirmó una teoría según la cual, los dromeosáuridos efectivamente vivieron en América del Sur, aislada sin embargo de los otros continentes en aquella época. Neuquenraptor, de 80 millones de años de edad, es un primo del conocido velociraptor, un pequeño depredador bípedo, muy rápido y con garras que le servían para atrapar y desgarrar a sus presas. Neuquenraptor medía 2,5 m de largo, 83 cm de alto y pesaba 30 kg.

Amargasaurus

Finalmente, el Amargasaurus es uno de los dinosaurios más extraños, descubierto en 1991, cerca de La Amarga. Tenía dos hileras de grandes espinas dorsales. Era herbívoro y vivió hace 130 millones de años.

Egidio Feruglio

Trelew no sólo ofrece uno de los más bellos safaris fotográficos con la observación de las ballenas o los lobos marinos en la península Valdés, también se pueden observar los vertebrados más grandes que hayan vivido en la Tierra. El Museo Paleontológico Egidio Feruglio presenta una notable exhibición que se remonta, con los microorganismos, a los orígenes de la vida hasta la aparición del hombre en la Patagonia, hace más de 10.000 años. Se encuentran en exhibición más de 1.700 fósiles y 30 dinosaurios.

Direcciones:
– Museo Geológico y Paleontológico de la Universidad nacional del Comahue : Av Argentina 1400, Neuquén Capital
– Museo Municipal de Plaza Huincul Carmen Funes : Calle Córdoba n°55, Ruta Nacional 40 y Ruta Provincial 7, Plaza Huincul (Neuquén)
– Centre paleontológico Los Barreales : Av. Megaraptor 1450, Proyecto Dino, Ruta Provincial 51, km 65, Provincia de Neuquén
– Museo paleontológico Egidio Feruglio de Trelew : Av. Fontana 140, Trelew (Chubut)