Tita Merello, la artista de los arrabales argentinos

Tita Merello, la artista de los arrabales argentinos

Tita Merello, la hija de los arrabales, nacida en la miseria más extrema, se transformó en cantante y actriz, encarnando ella sola a Buenos Aires y al tango, como una suerte de Piaf argentina.

Tita Merello, 1925
																															

Tita Merello, la hija de los arrabales, nacida en la miseria más extrema, se transformó en cantante y actriz, encarnando ella sola a Buenos Aires y al tango, como una suerte de Piaf argentina. Nació con el nombre de Ana Laura Merello el 11 de octubre de 1904 en el barrio de San Telmo. Su madre recién la reconoció cuatro años más tarde, creció en un hogar, entre el hambre, el miedo y la vergüenza, sin ir a la escuela.

Analfabeta, trabajó desde los diez años como vaquera en una estancia, lejos, muy lejos de los fastos días de la “Belle Epoque” en la capital argentina.

Retrato de Tita Merello en el café Tortoni, 1946
																  															  

Regresó a Buenos Aires, e ingresó al mundo del espectáculo por una pequeña puerta: se presentó y fue contratada como corista en un teatro de mala reputación del puerto.

La que luego sería llamada Tita Merello o Tita de Buenos Aires tenía energía y voluntad de sobra. La bella morena jamás olvidaría de donde provenía, de la calle, y poco a poco se fue armando un personaje de mujer de carácter, fuerte y determinada. En los años 1920, comenzó cantando tango y obteniendo pequeños papeles. Actuó en la primera película hablada de Argentina: Tango, en 1933, y fue revelación en La fuga, en 1937.

Tita Merello
																															

Su carrera como actriz se había lanzado, actuó en unas cuarenta películas hasta 1985. Las más famosas han sido: Arrabalera, en la que interpretó a una madre soltera; Los Isleros, en la que actuó de paisana, La Morocha o Mercado de Abasto. En esta película de 1954, cantó una milonga de antología: Se dice de mí, escrita por Francisco Canaro, y ella fue una de las cantantes emblemáticas de la misma.

Lamentablemente no todos los tangos que cantó Tita Merello han podido ser grabados. Los primeros datan de 1927 con Te acordás reo de Fresedo y Volvé mi negra de Rizzutti y Diez Gómez.

Tita Merello y Gloria Ferrandiz
																  															  

Grabó su primer disco en 1929 con RCA Victor, caracterizándose por los textos satíricos. Luego cantó con las orquestas de la edad de oro del tango, hasta que se exilió un tiempo en México luego de la caída de Perón en 1955.

Tita Merello también fue presentadora de emisiones de radio y televisión, muchas dedicadas al tango y otras, a las mujeres, defendiendo siempre la emancipación, como su contemporánea Victoria Ocampo. Una gran artista, extremadamente popular y siempre presente en los escenarios o en la pantalla, hasta el día de su muerte, la noche de Navidad de 2002, a los 98 años de edad.

Para leer:
Nuestro informe sobre del tango