Butch Cassidy y Sundance Kid, ultima fuga en Patagonia

Butch Cassidy y Sundance Kid, ultima fuga en Patagonia

Butch Cassidy y Sundance Kid, famosos saqueadores de banco, bandidos buscados por todos los Estados Unidos durante años, encontraron su refugio en Argentina.

Butch Cassidy
																															

Butch Cassidy y Sundance Kid, famosos saqueadores de banco, bandidos buscados por todos los Estados Unidos durante años, encontraron su refugio en Argentina. Un dato no muy conocido, tanto es así que la película de vaqueros de George Roy Hill que popularizó la historia, con Paul Newman y Robert Redford en los papeles principales, no menciona en absoluto este capítulo de su huida.

Robert LeRoy Parker nació en 1866 en un rancho situado en lo más recóndito de Utah. En su época de adolescente trabajó en las granjas, pero sus ambiciones no parecían tener que ver con las vacas lecheras o la carnicería. A principios de 1890, se hacía llamar Butch Cassidy, y con sus malas amistades creó una asociación de malhechores que rápidamente sería famosa: “la Wild Bunch” es decir “la pandilla salvaje”.

Cartel de busca de Cassidy y Sundance
																  															  

Especialistas en: ataques a bancos a mano armada y pillaje de trenes. Los sheriffs de todos los condados iban pisándoles los talones, tras los tiroteos, en ambos bandos había muertos, algunos bandidos eran arrestados, pero la pandilla se dispersaba luego de cada robo, y de esa manera permanecía sólida. La compañía de ferrocarriles Union Pacific, ya harta de que le desvalijen sus convoys, le confió la persecución de la banda a la agencia de detectives Pinkerton.

La “Wild Bunch” era la presa. Se ofreció una recompensa de 10.000 dólares por la cabeza de de Butch Cassidy, suma fabulosa para la época. Para las autoridades, era un criminal que tenía las manos manchadas con mucha sangre. Para sus admiradores y según la leyenda, éste era como un Robin Hood que redistribuía una parte de sus botines para la causa anarquista.

																															

Cassidy huyó a Nueva York con Alonzo Longabaugh, alias Sundance Kid, y la amiga de este último, Etta Place. Desde allí, en 1901 se embarcaron hacia Buenos Aires, un lejano exilio hacia un puerto que cada día recibía cientos de inmigrantes. Cuando llegaron a la capital argentina, se dirigieron rumbo a la Patagonia y construyeron un rancho en Cholila, en la provincia de Chubut, no lejos de Esquel y del Parque Nacional Los Alerces. Cholila, que en la lengua mapuche significa “valle hermoso”, es sólo una aldea con algunos criadores dispersos por esa maravillosa región andina. Un nuevo Lejano Oeste.

Adaptación cinematográfica con Paul Newman y Robert Redford
																  															  

En 1905, dos hombres hablando en inglés saquearon un banco de Río Gallegos. ¿Butch Cassidy y Sundance Kid? Quién sabe… En todo caso, la policía buscaba a los granjeros de Cholila que habían desaparecido en la Patagonia, reaparecieron en Bariloche, atacaron un banco en la provincia de Buenos Aires, y hasta incursionaron por Chile cuando los sheriffs y detectives se acercaban demasiado.

En 1906, Etta Place decidió volver a los Estados Unidos. Los dos hombres partieron hacia Bolivia, y encontraron trabajo utilizando otra identidad. Las circunstancias de la muerte de Butch Cassidy y el Kid han sido controvertidas. Habrían muerto en un tiroteo en 1908 en San Vicente, Bolivia, pero los análisis de ADN efectuados en los años 1990 no permitieron establecer un vínculo con los miembros de sus familias. Según la hermana de Parker, él regresó a su país, y allí vivió muchos años hasta su muerte por ancianidad.

Boliche viejo, Bariloche
																															

En Cholila, los troncos de la casa han resistido el paso del tiempo. Existe un proyecto en curso para rehabilitar el sitio y abrirlo a las visitas. Se dice que Robert Redford participaría en el financiamiento. Más hacia el Norte, en El Bolsón, está enterrado el falso sheriff Martin Sheffields, un cazador de recompensas que había sido contratado por la agencia Pinkerton para rastrear al forajido hasta la Argentina.

Su estrella se encuentra exhibida en el Museo de Bariloche. En el “Valle Hermoso” de Chubut aún se rumorean algunas leyendas acerca de: la belleza extravagante de Etta Place, a quien el gobernador invitó a bailar una zamba; los que la vieron mientras se bañaba desnuda en el río; o los partidos de póker de Cassidy y el Kid en una pulpería cerca de Bariloche: el Boliche Viejo; o los arreglos entre Sheffields y la pandilla; los supuestos atracos…